Carmen de Patagones, Buenos Aires, Argentina
Carmen de Patagones, Provincia de Buenos Aires, Argentina 
Erigida sobre la orilla norte del río Negro, Carmen de Patagones se instituye como la ciudad más austral de la provincia de Buenos Aires cargándose el rango de portal de ingreso a la Patagonia Argentina. Zona que tiene todo para ser disfrutada turísticamente: río, mar, pesca, caza, historia, naturaleza y ámbito rural; lanza un itinerario complejo y atractivo que invita a desvariar.

Carmen de Patagones Buenos Aires
Al límite con la provincia de Río Negro, Carmen de Patagones conforma una comarca turística junto a la ciudad de Viedma, atravesando con su cartelera de opciones el río que las separa. Una historia común, un importante curso de agua compartido, y una similar belleza natural, estas ciudades constituyen un claro ejemplo de hermandad interprovincial raramente existente.

Con un clima característicamente templado y el intrépido río Negro corriendo a su vera, Carmen de Patagones significa una irresistible tentación para los pescadores apasionados, los deportistas del agua y la arena, y también para aquellos que gustan de disfrutar de la estación estival a puro sol y playa. Estos tres estereotipos de turistas encuentran la plena satisfacción de sus preferencias en uno de los atractivos más destacables de la comarca austral: el Camino de la Costa Atlántica. Magníficos ejemplares de peces de las más diversas especies; avistaje de lobos marinos, toninas, orcas y ballenas; incomparables paisajes naturales; fascinantes balnearios donde veranear distendiéndose en la serenidad típica de la zona; espacios propicios para la práctica de deportes como windsurf, surf, carrovelismo, kitebuggy, windskate; las variadas propuestas tornan irrechazable este itinerario, también llamado Ruta de los Acantilados.

Carmen de Patagones Buenos Aires
Recorridos por el Casco Histórico, valioso testimonio del pasado de la localidad de Carmen de Patagones y su zona de influencia; turismo ecológico y de estancia en los fascinantes paisajes y numerosas chacras extendidas en las afueras de Viedma; buceo en las profundidades de las aguas entre Bahía Creek y Caleta de los Loros; son todas alternativas diferentes, aunque iguales en lo que a su atractivo se refiere, que completan la oferta turística ideal para quienes pretenden unas vacaciones desestructurantes y espontáneas.